5 tips para que la intimidad y la comunicación en tiempos de Coronavirus no se nos escape

Llevamos unos días de confinamiento y hay algo que te quiero decir: no te olvides de ti.

Seguramente hayas pasado ya por diferentes fases, si tienes hijas o hijos o tienes familiares en casa la intimidad ha saltado por la ventana y ya no sabes si va a volver. Aunque estés en pareja, no todo son momentos bonitos y muchas veces las preocupaciones por el momento que estamos viviendo, la incertidumbre y seguir manteniendo las tareas diarias no ayudan a que nos sintamos proclives a mantener relaciones.

Ante toda esta situación yo os insto a que os paréis a pensar en vosotras y vosotros y os guardéis momentos de intimidad, ya sea a solas o en compañía. En este vídeo de mi canal de YouTube os doy unos consejos para que aprovechéis este tiempo para crecer personalmente y/o como pareja.

No debemos olvidarnos del placer durante el confinamiento

Cómo sobrellevar una discusión de pareja

Llega el momento del enfrentamiento y salen todos los demonios. Nos echamos, como se suele decir, “los trastos a la cabeza”. En los momentos de opiniones diferentes surgen las discusiones de pareja que nos llevan a pasar unos momentos nada agradables.

Esos momentos, aunque no lo creáis, también son positivos y son necesarios. Hablar de lo que no nos gusta, lo que nos parece mal o nos cuesta aceptar de nuestras parejas es construcción de una relación sana. Es bueno hablar, dedicarnos tiempo a esos momentos y tomarlos como la base para seguir creando una vida en común.

Es cierto que no todo vale. Muchas veces discutimos perdiendo el respeto, diciendo lo primero que se nos pasa por la cabeza y dejándonos llevar por el momento.

¿Cómo discutir de manera positiva?

Puede parecer contradictorio que la palabra positivo y discusión vayan de la mano. Para que una discusión sea fructífera es necesario ser capaces de ponernos en la piel de nuestra pareja. Siempre pensamos que nosotras/os tenemos la razón, pero ¿te has preguntado como se siente ella/él en ese mismo momento?

Si queréis discutir un tema lo mejor es hacerlo en un momento de tranquilidad. En un lugar donde podáis hablar sin interrupciones y donde os sintáis cómodas/os.

Sé empática/o. Esto quiere decir que no te olvides de que sois dos personas diferentes que compartís una parte de vuestras vidas. Lógicamente vais a tener opiniones diversas y posturas contrarias en algunos temas. El objetivo común debe estar presente pero siendo conscientes de que una pareja está formada por dos personas individuales que tiene en común ese proyecto. Aunque tú opines todo lo contrario, piensa racionalmente qué es lo que está diciendo y argumentando tu pareja.

Dar la razón a veces es necesario. Siempre queremos ganar y tener la verdad verdadera, pero a veces nos equivocamos y no pasa nada. Admitir una equivocación es un acto de humildad y nos hace crecer como personas porque aprendemos de nuestros errores. Si nos hemos dado cuenta de que no tenemos razón, ¿por qué no admitirlo?

Recapacitar y volver a hablar. ¿Cuántas veces te ha pasado que no metemos en un círculo sin salida hablando de un tema que no va a ninguna parte? Cuando nos encontramos en situaciones así, lo mejor es parar. Darnos un tiempo para pensar. Hacer otras actividades y volver sobre ello cuando hayamos rebajado la tensión.

Sé asertiva/o y escúchate. ¿Cómo te expresas cuando discutes? Hay muchas personas que lo hacen de manera acalorada y con una posición corporal y verbal muy agresiva. Esto no nos lleva a ninguna parte. Analiza tu lenguaje corporal, qué tono utilizas y cómo te enfrentas a estas situaciones. Si ves que puedes cambiarlo hacia uno más amable, ¿por qué no probar?.

No desvalorices los momentos de disidencia. Muchas parejas creen que las discusiones son síntoma de que la relación va mal y que deben dejarla. No siempre es así y por ello lo que debéis hacer es darle la vuelta y verlo como algo positivo, que os hace conoceros mejor y ver qué opináis cada una/o de diferentes temas.

En mi perfil de Instagram publiqué un pequeño vídeo sobre tips de cómo discutir en pareja y que no sea un drama. Os dejo el enlace al vídeo para que podáis verlo.

Discutir en pareja

Cero dramas y más positividad

Ligar en tiempos de Feminismos

Ligar se ha convertido en un suplicio para muchas y en un juego sin límite de tiempo para otras. Así es como ligamos con miedo y detrás de las pantallas

Estamos en tiempos de feminismos. El mensaje nos ha calado y lo llevamos allá donde vamos y por supuesto que a la hora de ligar no se nos olvida que no haremos nada que no nos apetezca hacer. Hasta aquí todo perfecto, pero ahora vamos a ver la otra cara. Estamos un poco cansadas de oír eso de que ahora “ni se puede ligar”, “no te puedes acercar a una chica” y otras perlas como estas que os aseguramos que no son verdad.

Lo que sí es verdad es que la manera de ligar ha cambiado, y menos mal, y hay que actualizarse un poco para triunfar delante de esa persona que tanto nos gusta.

Con todos los cambios que estamos viviendo los últimos años entendemos que hay muchos y muchas que se sienten perdidos. Ha comenzado a aparecer un temor que está corriendo como la pólvora. Tras el #MeToo y las crecientes noticias sobre denuncias por acoso en lugares de trabajo a muchos se les ha atragantado un poco esto de ligar y es que tenemos por un lado este temor creciente y por el otro el síndrome de Tinderella, uno de esos que han aparecido en el siglo XXI y que describe el placer de alargar el flirteo hasta límites insospechados refugiándose en el anonimato de las aplicaciones para ligar. Nos preguntamos, ¿no son la cara de la misma moneda? El miedo al enfrentamiento cara a cara ya sea disfrazado de placer por ligar sin tiempo límite o directamente no salir de casa prefiriendo la manta, como está haciendo la generación Z, encontrando así otra forma de retrasar ese estresante momento vital.

Beatriz Cerezo y Nuria Arrebola de Espai Indàgora, espacio de psicología, afirman que “Es algo que sucede tanto en jóvenes, como adultos, como personas de más de 50… el tema de los afectos es algo que atraviesa a todas las identidades. El reconocimiento, la aceptación, la necesidad de cariño por parte de las personas es algo que nos determina como seres sociales. En el acto de ligar se pone en juego el resultado de aceptación o rechazo, si lo hago bien me aceptan, si lo hago mal me rechazarán, lo que implica una simbolización de mi persona como de ser insuficiente, no válido. Eso produce muchísimo miedo, hay mucho en riesgo con cada acto y pasito que damos en el ligar”.

Lee el artículo completo

Jugar en pareja o juegos de pareja, ¡tú decides!

La monotonía en la pareja es un factor que afecta a más de la mitad de las relaciones que han convivido juntos durante más de 4 años. Siendo un problema tan frecuente en las parejas de hoy en día, cada vez son más las que intentan buscar soluciones que les ayuden a romper con esta rutina de monotonía y aburrimiento. Muchas de ellas deciden incorporar juegos a sus relaciones sexuales pero, ¿qué alternativas tenemos y hasta qué punto son efectivas?

Todos hemos escuchado hablar de juegos sexuales que, si bien en ocasiones no nos hacen experimentar nada nuevo, sí que funcionan bien como complemento en esas relaciones que, tras varios años, comienzan a planteársenos como rutinarias.

Los ejemplos más evidentes podrían ser los típicos dados que nos proponen algo tan sencillo como cambiar de postura; o los dados sexuales, que nos presentan opciones de tocar, acariciar, masajear, chupar, etc. en distintas zonas del cuerpo; o incluso juegos que nos presentan un laberíntico recorrido por decenas de posturas (algunas casi imposibles) incluidas en el Kamasutra.

No obstante, hay juegos que van un poco más allá, y que nos ofrecen propuestas algo más complejas y elaboradas, permitiendo estrechar lazos con tu pareja, descubrir nuevos gustos y disfrutar mucho más del sexo en pareja.

Un claro ejemplo es Coupletition, un nuevo juego sexual para parejas que promete romper por completo con la rutina y el aburrimiento creando una experiencia basada en la competencia y la confianza con tu pareja. A continuación, vamos a explicar brevemente en que consiste y porque creemos que es una forma sencilla, barata y divertida de darle una vuelta a tus relaciones sexuales en pareja.

Coupletition consta de 15 pruebas en las que competirás con y contra tu pareja en la búsqueda de los Couplepoints. Iréis acumulando estos Couplepoints o puntos a lo largo de los distintos niveles y, finalmente, permitirán que uno de los dos se lleve un fantástico premio que vosotros mismos decidiréis. ¿Interesante verdad? Pues aún hay más.

Este juego diseñado en Barcelona ha pensado en todo, y para que no hagáis todas las pruebas de golpe, establece un periodo de descanso obligatorio que dilatará la experiencia hasta un mínimo de 15 intensos y divertidos días. Nada de jugar y volver a meter el juego en el cajón hasta la próxima vez que os acordéis (como sucede con la mayoría de las propuestas que encontramos en el mercado); en Coupletition disfrutaréis de un mínimo de 15 encuentros llenos de diversión donde jugaréis a todo tipo de pruebas: desde sexting, roleplays y bondage hasta planear y dirigir vuestra película porno perfecta.

La pre-venta de Coupletition está ya disponible en la plataforma Verkami, desde el 22 de octubre. Allí podréis obtener una unidad del juego a un precio muy reducido antes de que se ponga a la venta oficialmente, además de poder obtener kits especiales solo disponibles durante la pre-venta.

Estáis a un par de clics de darle un giro a vuestras relaciones sexuales, ¿a qué esperáis?

By Coupletition

Tu clítoris pide más y así es como puedes dárselo

Círculos hacia un lado, hacia otro, movimiento hacia arriba, abajo y vuelta a empezar. ¿Realmente es así como nos gusta tocar el clítoris? Esa parte tan sensible y placentera de nuestro cuerpo necesita un poco más de amor y atención, así que para y ¡vamos a aprender a tocarlo con un succionador de clítoris!

Hace unos días estuve hablando en mis redes y con otras profesionales sobre cómo nos masturbamos y, en concreto, cómo estimulamos el clítoris. El clítoris atrae toda la atención cuando hablamos de los genitales femeninos y, sobre todo, cuando preguntamos sobre la masturbación. Con 8000 terminaciones nerviosas y el propósito principal de darnos placer, ¡cómo no va a ser el rey de la cama! Entiendo que lo sintamos así, pero yo creo que a veces nos obsesionamos tanto con él que olvidamos que la excitación y el deseo reside en otra parte y recorre todo nuestro cuerpo.

El deseo

Ese arte que vive en nuestro cerebro hay que trabajarlo. Todas y cada una de nosotras tiene una forma diferente de desear. El deseo vive, pero como ya sabemos a lo que no se presta atención se va quedando ahí al fondo y lo vamos olvidando. Por ello, es importante que lo saquemos diariamente con pequeños gestos como una lectura que nos interese y nos haga excitarnos o simplemente dedicándonos un tiempo a pensar en él. En cómo lo percibimos y cómo nos repercute en el resto de facetas de nuestra vida.

El deseo puede activarse de muchas maneras y podemos dirigirlo hacia donde nos apetezca. Una vez en modo On, os animo a que vayáis re-descubriendo vuestras zonas favoritas. Nos hablan mucho de las zonas erógenas, pero cada una de nosotras tenemos las nuestras propias y hay que descubrirlas. Cuando las identifiquemos y disfrutemos, podremos alargar los momentos de placer hasta ahí. Sí, ¡ya llegamos al clítoris!.

El clítoris y su Je ne sais quoi

El clítoris, como ya he dicho, tiene muchísimas terminaciones nerviosas que se extienden y llegan incluso a la cara interna de los muslos. Está recubierto por un capuchón y es una parte eréctil. Sí, al ser estimulado se llena de sangre y aumenta en tamaño y volumen. Es realmente sensible y por ello hay que tener cuidado con cómo lo tocamos.

No lo acaricies bruscamente de una forma directa. Toca los labios externos e internos de la vulva. Reconócete y tócate sutilmente, como si te dieras un masaje. Haz tus propios caminos. Después puedes ir acercándote poco a poco y céntrarte en el. ¿Ya sabes cómo te gusta? Ahí está la clave, en saber cómo te gusta. Prueba con diferente formas de excitarlo con tus manos para aprender cuál es la forma ideal para ti.

Sona Cruise, el succionador más potente
Su potencia es alta y tiene 8 patrones diferentes de estimulación.

¿Necesitas ayuda?

Hay muchas mujeres que me dicen que masturbarse con la mano no les parece suficiente y que los vibradores que han probado son demasiado débiles. ¡Tengo la solución!

Os lo voy a decir claro y conciso SONA CRUISE de LELO. Sona Cruise es un succionador de clítoris. ¿Qué quiere decir esto? Que es un juguete diseñado y pensado exclusivamente para estimular el clítoris de una forma muy especial.

No te confundas, no vibra, succiona. A través de su membrana ondulante hace que este punto tan placentero reciba sus ondas y su ardor vaya aumentando.

Es un juguete sencillo compuesto por tres botones que sirven para accionarlo, incrementar la potencia, disminuirla y cambiar de combinación de pulsaciones. Tiene 8 modos diferentes y cada uno de ellos es una sorpresa.

Succionador para clítoris de LELO
El succionador de clítoris Sona Cruise es perfecto para mujeres que buscan una experiencia diferente.

Es elegante, discreto, no hace mucho ruido y puedes llevarlo a casi cualquier parte porque no ocupa casi e incluye una bolsa de transporte satinada muy apropiada.

Mi experiencia

WOW. Con eso os lo resumo todo. Es un estimulador de clítoris potentísimo. Y no exagero, de verdad. Es apto para genitales a los que realmente les gustan las emociones fuertes.

Es cierto que podemos bajar la potencia y entre la mayor de todas y la menor hay bastante diferencia, pero aún así y por el diseño que tiene, tu clítoris tiene que querer potencia.

Lo que más me ha gustado es el diseño. Es elegante, sencillo y se puede manejar con una sola mano. Soy una amante de las cosas bonitas y esta lo es. No me digáis que no puede quedar bellísimo sobre la cómoda. Por otra parte, admiro su sencillez de uso. A veces parece que en vez de juguetería erótica tenemos naves espaciales. Cumple con su funcionalidad y es apto para todo el mundo. Y no puedo dejar de pararme a repasar todo lo que envuelve a este succionador. Desde el pack de presentación hasta las prestaciones que tiene. Incluye cable para re-cargarlo, el manual de instrucciones lo podemos encontrar en la web y con nuestro código personal que se incluye en el paquete podemos registrarlo en la página de LELO para activar la garantía y ser miembros de este prestigioso club.

La experiencia con Sona Cruise
Mi experiencia con este succionador de clítoris.

¿Quieres unirte al Sona Cruise Club de LELO? Aquí mismo puedes hacerlo y comenzar a darle a tu clítoris una nueva satisfacción.