El Dios del clítoris

Es el cuarto de su nombre. Proviene de una familia poco extensa pero fructífera. Se habla de él más allá del los muros. Su fama le precede. Las voces corren susurrando sus virtudes. Sus seguidoras se cuentan a centenares. Le dicen el invencible, el osado, el magnífico, incluso se ha dicho de él que es el nuevo Dios del clítoris.

Los rumores han llegado hasta aquí, hasta las cuatro paredes de mi habitación. La curiosidad es una de las armas más poderosa y por ello, cuando las voces se alzaban halagando su revolucionario modus operandi, quise saber más.

Le he dado una oportunidad. Se presentó ante mí como si de una cena de etiqueta se tratara. Enfundado en un traje negro y con una pajarita perfectamente anudada y colocada. Silencioso, sin más aspavientos que un pequeño sonido interno se metió entre mis piernas para comenzar con el banquete. La variedad no es muy amplia, pero la satisfacción está asegurada. Primer plato, segundo y postre consta de lo mismo, ORGASMO.

Sabéis de qué os estoy hablando, ¿verdad? Sí, del nuevo Satisfyer Pro Next Generation. Gracias a la amabilidad de Soñarte, una tienda de productos eróticos on line que ofrece un gran servicio a buenos precios, he podido comprobar si eso que tanto alababan mis compañeras sexbloggers era verdad o no. Tengo que confesar que era muy escéptica. En las imágenes para nada me parecía que fuera como realmente es. Creía que su exterior era más plasticoso y que esa habilidad tan laureada no era tanto como se decía. Y es que engaña, porque a simple vista parece un juguete sexual sin más. El nuevo modelo juega con los colores, blanco y negro, y gracias a su forma, nos recuerda a un pingüino, además le han añadido una graciosa pajarita, es cierto que entra por los ojos, eso no lo voy a negar.  El packing consta de un pequeño libro de instrucciones y el cable para cargar, todo ello dentro de la caja del producto. Se puede cargar conectando el cable USB al ordenador o a un enchufe. Es magnético, ya nos olvidamos de clavijas y todo. Se conecta de una forma muy sencilla. El imantado funciona perfectamente y es bastante potente.

Una vez con él en mi poder y bien cargado, me dije venga vamos a ver qué sabes hacer Mr. P. Y la cara al terminar fue de auténtica sorpresa. No hay que hacer absolutamente NADA. Tiene en la parte inferior una zona más blanda donde están los dos botones. Apretando el de más abajo durante unos segundos ya se pone en funcionamiento, y luego tan solo hay que darle a uno y otro para ir variando y navegando por sus 11 programas diferentes. Abriendo un poco los labios vaginales se coloca sobre el clítoris directamente y tan solo tienes que dejarte hacer. Olvídate de mover la mano, él solito lo hace todo, con que lo sujetes es suficiente.

El primer programa es muy suavecito, perfecto para empezar. Y los siguientes van en aumento hasta llegar a uno muy potente. Mi consejo es que vayas poco a poco para disfrutarlo más y mejor. Había pensado hacer pros y contras de este juguete, pero la verdad es que contras aún no le he encontrado. Para mí es perfecto por varias razones. Primero porque tiene ritmos suaves, ya he dicho en otras ocasiones que a veces los vibradores son tan potentes que me saturan un poco y si lo utilizas directamente sobre el clítoris es excesivo. Sin embargo, éste, a pesar de que es su única función, no peca de excesivo, al contrario, es adaptable a todos los gustos, a las que nos gusta que vaya in crecendo y a las que les gusta muy fuerte desde el principio. En segundo lugar, no hay cabida para dudas al usarlo, es sencillísimo. Por otra parte, no lleva pilas, se carga de forma magnética a través de un cable USB, esto ya es algo habitual en los sextoys, pero sigue siendo algo a tener en cuenta al elegir uno. Se puede disfrutar tanto en solitario como en pareja. ¿Has probado a usarlo con otros juguetes diferentes para así alcanzar un súper orgasmo utilizando los 5 sentidos? ¿y a combinar la penetración con el Satisfyer? ahí os dejo la idea…

No he podido evitar hacer la comparación entre Satisfyer Pro Next Generation con otros juguetes diseñados para la estimulación externa. Hay muchos otros como Better than chocolate 2, balas vibradoras y otros vibradores adaptados para tocar los puntos exactos del clítoris, pero lo que le diferencia de todos estos es cómo funciona. Al fin y al cabo, los otros utilizan las vibraciones, más leves y más fuertes, pero una vibración producida por un motor. Sin embargo, Satisfyer tiene una forma muy peculiar de excitar. Emana de su boca unas ondas que es lo que hacen que se sienta sobre el clítoris como si unas pequeñas olas de agua llegaran a un ritmo constante. Hay quien lo compara con la boca de los peces, pero como nunca me ha llegado un pez ahí, pues no puedo hacer la comparación, me lo apunto como pendiente. Me cuesta mucho explicar qué se siente con él, la primera vez lo usé con mi pareja y la sensación que compartimos es que nos recordó al sexo oral. Como cuando la punta de la lengua roza jugueteando con el extremo del clítoris. Creo que más o menos me entenderéis…

En resumen, Satisfyer es un juguete muy curioso y original. Resulta llamativo que no hay que moverlo para sentir su trabajo, tan solo se coloca y los orgasmos van llegando. Y digo orgasmos en plural, porque al excitar de una forma tan sutil y placentera es fácil tener más de uno, no hay una sobre estimulación de la zona. En su libro de instrucciones se sugiere que se utilice bajo el agua para aumentar las sensaciones y con ello sentir un orgasmo todavía más potente. Como de momento no tengo otra que la ducha, no lo he probado a grandes profundidades, pero os aseguro que en cuanto pueda lo hago y os lo cuento, otra cosa pendiente más, aunque no dudo que el resultado será magnífico por el poder que tiene ya sin el entorno acuático.

Hay muchas maneras de combinar este juguete sexual para que sea todavía más increíble. No os dejéis engañar por su apariencia, que parece muy dulce pero luego sorprende. Es una especie de Doctor Jekyll y Mr Hyde.

Os doy unas ideas para disfrutarlo al máximo:

  • Utiliza primero un lubricante con efecto térmico, que estimule la zona y la ponga a tono y luego directamente el Satisfyer. Puede ser un bomba orgásmica. Os animo a que lo probéis con el aceite de semilla de Cannabis de Nuei cosmétics o si queréis que sea más intenso coged el estimulante (recuerda que con solo una gota basta)
  • Otra forma de combinarlo es usando un vibrador de estimulación interna. Juega con los ritmos y las diferentes vibraciones para que el orgasmo vaya llegando poco a poco. Al final deja solo a Satisfyer para que se te quede en el cuerpo ese regusto a placer intenso.

¿Y ahora qué? ¿A que te ha picado la curiosidad de tener un pingüino en tu vida? Pues estás de suerte porque Soñarte, además de tener una muy buena calidad precio en todos sus productos, ha sido tan amable de ofrecernos un 10% de descuento en este juguetito con el código ARSEROTICAS. Así que aprovecha aquí te dejo el link, pídelo y en un par de días lo tienes en tu casa.

¡Pingüino vente conmigo!

 

Sexo y chocolate | Better than chocolate 2 by Nomi Tang

¿Puede haber algo mejor que una onza de chocolate bueno derritiéndose en la boca? Esa sensación de fundirse sobre la lengua y que va calando las mejillas por dentro, traspasando los dientes y envolviendo la boca con ese sabor tan agradable.

¡Pues lo hay! no soy muy de tópicos y cuando se dice eso de que el chocolate sustituye al sexo… yo digo ¿por qué hay que sustituir nada? si podemos tener las dos cosas a la vez. Y yo ahora os propongo ¿y si añadimos un tercero? estoy pensando en un ménage à trois. Sí, es lo que estáis pensado, os traigo una review literalmente Better than chocolate 2, uno de los productos estrella de Nomi Tang.

Nomi Tang llama la atención por sus diseños y calidad, pero sobre todo por este juguetito que os voy a enseñar hoy. Lo han llamado literalmente así: Mejor que el chocolate/ Better than chocolate. Es un estimulador externo que puede utilizarse por todo el cuerpo y encaja perfectamente con la forma del pubis, lo que hace que cumpla muy bien su misión. Es un sextoy muy versátil porque sirve como masajeador, puede pasarse por cualquier zona erógena y después ir dejándolo bajar poco a poco hasta su destino. Como decía, y es algo que me ha asombrado, su forma se adapta perfectamente al pubis. Lo primero que hice al tenerlo en mis manos fue tocarlo, ver su textura, su forma de activarse y desactivarse y como la forma me llamaba tanto la atención lo coloqué directamente sobre el monte de Venus para ver como quedaba. Sí, como quien se prueba una camiseta, pero yo lo hago con los juguetes. Y me quedaba a la perfección, ni hecho a medida. Es una de sus características que más valoro, la capacidad de ajustarse a las curvas corporales.

Better than chocolate2
¿Por dónde empiezo?

Su funcionamiento es muy sencillo. Antes de usarlo hay que ponerlo a cargar. Incluye un cargador con USB que podemos conectar al ordenador. Para que alcance la carga total debe estar 5 horas. Al enchufarlo se enciende una luz roja parpadeante y una vez alcanzada la carga se cambia a azul. Para accionarlo debemos presionar el botón durante unos segundos y comienza a moverse. Ahora tan solo hay que ir probándo cómo recorre el cuerpo, qué modo de vibración nos gusta más de entre las 5 que tiene, con presionar una vez el botón es suficiente. Cada vez que lo presiones pasa a un modo nuevo. Pero lo que me encanta y me enamora de Better than chocolate 2 es el rectángulo blanco que marca su cabeza, el touch slider,  donde se sitúa el botón. Ésto para mí es su característica principal y lo que lo hace muy diferente a otros juguetes de estimulación externa. Al pasar el dedo suavemente por esta parte podemos aumentar o disminuir la intensidad de la vibración. Pero de verdad. Porque sí que existen juguetes a los que les puedes cambiar la intensidad, pero no varía mucho. En éste sí, va desde casi imperceptible, muy relajante y estimulante, hasta una intensidad muy fuerte.

Tengo que decir que me gusta mucho mucho esta cualidad. A mi me suele suceder que los vibradores tienen mucha potencia, lo que está muy bien y no voy a decir que no me gusta, pero, sobre todo al principio, me colapsa un poco esa sensación de vibración intensa y me gusta bajar el nivel. Jugar con los diferentes tipos de movimientos vibratorios y a la vez gestionar la intensidad con la que lo quieres sentir, es una combinación absolutamente perfecta. Además, es muy sencillo y no interrumpe nada el juego. Al mismo tiempo que lo sujetas y juegas con él, con un leve movimiento vas cambiando la intensidad y el modo de juego. Como os digo, excelente.

En cuanto a su condición de estimulador externo, pensado para el clítoris y vagina, pero válido y diseñado para que se utilice por todo el cuerpo, es el mejor que he probado.

Cómo es Better than chocolate 2 de cerca

Hoy he ido al grano y no me he detenido mucho es sus características técnicas, eso podéis consultarlo en la página web de Nomi Tang, pero sí os diré que el tacto es muy sedoso y agradable. No se resbala de las manos ni aun cuando le ponemos lubricante. El lubricante, siempre de base de agua, viene muy bien en el momento en que va deslizándose por la vagina y el clítoris para que fluya mejor. Se puede utilizar bajo el agua, hasta 1 metro de profundidad. Otra verdad es que no hace demasiado ruido. Todos los juguetes prometen ser silenciosos, pero al final si queremos potencia, es irremediable que suene, Nomi Tang con Better than chocolate 2 lo ha conseguido. Es potente, sencillo, atractivo y silencioso.

No puedo dejar de hablaros del packing. Los juguetes cada vez son más elegantes y se nos presentan de una manera muy atractiva, y éste no es menos. Tras la caja con la marca y la imagen del producto encontramos otra caja que recuerda al empaquetado de las joyas. Se abre y tachánnn ahí está Better than chocolate 2 reposando sobre una cama de tela sedosa. Los colores son muy bonitos y la combinación es acertada. El juguete importa mucho, pero ese momento de recibirlo, desempaquetar y abrirlo se queda grabado y si todo lo que rodea al objeto nos atrae y nos va acercando a la idea de un producto cuidado seremos mucho más receptivxs ante lo que nos promete.

En cuanto a Nomi Tang, es una marca reconocida y premiada. Éste mismo juguete fue reconocido por su diseño y funcionalidad con el Reddot design award. Con sede en Hong Kong, su creador parte de la experiencia personal y del feedback de expertxs y usuarixs para ir mejorando sus diseños a los deseos de los consumidores. Es su página web se pueden ver otros juguetes y el blog donde encontrar toda la información.

Pero como decía, no creo que haya que dejar a un lado el chocolate para disfrutar de un buen sexo ni que uno sustituya al otro, así que

¿con qué chocolate acompañaríais a Better than chocolate 2?

 

El estilo que pide tu cama | Ovo Lifestyle Toys

El nuevo arte de juguetes, de estilo de vida y de lujo”

Así es como Ovo lifestyle Toys nos presenta sus productos. Hoy os traigo una review muy especial. Me siento como cuando se guarda algo muy valioso y estás esperando el momento para abrirlo y mostrarlo. Y lo que hoy os voy a mostrar son dos juguetes fascinantes que pertenecen a una de las marcas de juguetería más punteras del momento.

Gracias a Ovo Lifestyle Toys me he podido acercar a un nuevo mundo de juguetes sexuales. Juguetes eróticos diseñados al detalle, con un resultado espectacular y que llevan consigo una garantía de 15 años.

Conocía esta marca a través de las redes sociales, me llamó la atención su diseño, la calidad y el mimo con el que presentan sus productos, pero sobre todo la garantía que ofrecen. Hasta ahora no había visto que un sextoy tuviera tanto años de garantía.

Ovo Lifestyle Toys es una empresa que busca satisfacer a los clientes más exigentes. A aquellos que buscan la diferencia.

“Hemos creado algo totalmente nuevo para personas exigentes, que conceden importancia al diseño y que buscan belleza y perfección”.

Sus productos parten de una idea de diseño y se van trasformando en piezas únicas. Son creados y diseñados en Alemania. Han sido reconocidos en todo el mundo y premiados 117 veces.

“Durante los últimos meses se ha premiado a ovo con los premios de diseño más reconocidos internacionalmente. Ninguna otra empresa en todo el mundo, independientemente del sector industrial, ha obtenido tantísimos honores por sus logros de diseño. Entre ellos se incluye haber ganado 36 veces el galardón «red dot»“.

Y yo he tenido el placer de tener dos de sus juguetes en mis manos (primero). Por un lado tenemos a E4 Dual sensation vibrator, un vibrador que tiene 7 funciones, 6 niveles de velocidad y es resistente al agua. Es recargable, incluye el cable que podemos conectar por USB al ordenador, un catálogo de todos los productos de la marca tarjeta de los 15 años de garantía y otra con unas instrucciones rápidas.

Por otro lado está el mini vibrador D5. Es similar a un bala pero más largo y ovalado. Es muy sencillo de utilizar, con un diseño muy acertado, ya que se sujeta con facilidad y se mueve con soltura y agilidad sobre el clítoris. Tiene dos niveles de vibración, incluye el cable USB para conectar y como todos los productos la garantía. Se recomienda cargarlo durante 2 horas para disfrutarlo durante 1 hora. (Ya os anticipo que no vais a resistir una hora seguida, o sí, quién sabe).

Ambos juguetes están fabricados en silicona 100% y tiene un tacto muy agradable. Es realmente sorprendente la sensación que da al tocarlos.

dav

¿Empezamos por el pequeño?

En la caja se indica que puede y es recomendable usarlo acompañado del E4. Yo los he usado por separado y me ha gustado el resultado, ahora pensando en cómo sería el conjunto… seguiré haciendo pruebas. Es muy muy sencillo de usar. Tiene un botón en la parte central baja, para encenderlo presionamos durante 3 segundos y ya está. Para ir cambiando tan solo hay que presionar el mismo botón (solo tiene ese) y vamos pasando de uno a otro. Me gusta mucho su forma. Como os dije en Instagram a mi me recuerda a un bolígrafo y con su puntita puedes escribir muchas cosas por tu cuerpo. La letra no te va a salir muy bien porque temblequea un poco la mano, pero por un buen fin.

Sí que al principio me sorprendió su potencia. Parece pequeño, muy dulce en su color rosa, pero tiene una vibración muy muy potente. A mí, una estimulación demasiado directa con tanta potencia me desconcierta un poco, pero he de decir que es muy placentero. Está muy bien el juego de ir pasando de uno a otro y jugando con las intensidades. Está pensado para un uso externo, es decir para tocar por afuera y centrarlo en el clítoris. Sin embargo, yo lo he usado tanto para fuera como para dentro. En el momento culmen de la excitación introducir su puntita es una gran idea. Ahí mismo, en esa punta es donde se concentra todo su potencial.

¿Pasamos al segundo plato?

E5 es un juguete muy completo. Tiene un tamaño muy apropiado, el justo diría yo. Tiene una forma cóncava y convexa que hace que mientras se está usando pueda manejarse cómodamente el control de los botones.

Tiene un funcionamiento sencillo, en la parte inferior tiene los cuatro botones, en realidad son cuatro rallitas. Lo encendemos pulsando el que está abajo, con el signo “v” durante tres segundos y después nos ponemos a jugar. Pulsando + aumenta la intensidad de vibración y con desciende. Para cambiar el modo y explorarlo tan solo hay que darle a los que están en vertical. Se apaga pulsando durante tres segundos de nuevo el mismo botón con el que lo hemos encendido. Hay que dejarlo cargando durante 2 horas para un uso continuado de 1. Una de las cosas que me ha llamado la atención es que es más ligero de lo que parece. Al cogerlo es muy ligero y eso me gusta.

Tiene un motor muy muy potente. La verdad que me tiene un poco loca porque es una vibración demasiado intensa.

Su diseño me fascina. El mío es color rosa y la parte de atrás es plateada brillante, efecto espejo. La forma es muy atractiva y cómoda.

Una de las cosas que más valoro al utilizar sextoys es que sean cómodos, que no se resbalen con facilidad y que mientras se usan se pueda acceder bien a los botones y éstos dos juguetes lo cumplen.

Lo que más me gusta y lo que menos

El diseño, como ya he dicho me encanta. La delicadeza, elegancia y sensualidad que transmiten es un punto muy positivo. Por otra parte que sean recargables. Es muy cómodo ponerlos a cargar, dejarlos y recogerlos. Para ponerlos a cargar ambos tienen una clavija semi escondida en su cuerpo. Ahora se ve más en los juguetes de última generación, pero sigue siendo algo que me llama la atención. Casi es imperceptible, a mi a veces me cuesta encontrarle ese puntito. Lo colocas y al sacarlo, como si nada, no queda rastro de la “cicatriz”. Una maravilla.

Una pega que le pongo es que es muy fuerte la vibración y como consecuencia no es tan silencioso como parece.

Puntos a favor que te convencerán para hacerte con uno
  • Recargable con USB.
  • El cable USB tiene una etiqueta que indica a qué juguete/marca pertenece. Muy útil cuando te haces un poco de lío con los cables.
  • Son combinables. Son una pareja liberal de vibradores, a veces se juntan, otras invitan a otros amigos vibrantes y otras prefieren trabajar solos. Tú elijes.
  • El peso es ligero. Apto para viajes, escapadas o simplemente porque quieres llevarlo en el bolso/mochila/tote/riñonera sin dislocarte.
  • No tienes que leer largas instrucciones ya que son una tarjetita de cómo usarlo en 3 pasos. Fácil, sencillo y rápido.
  • La garantía, sí otra vez, ¡es que son 15 años! ¿qué nos dura ahora tanto?
  • El packing es bonito y sencillo.
  • La imagen de la caja coincide exactamente con el tamaño de juguete que está en el interior. Así no hay sorpresas.

OvoLifestyle Toys ha ganado muchos premios, ha sido reconocido por su talento y diseño, pero ¿ganará el premio más importante, el de tu cama?.