La estética del porno

¿Qué ves cuando estás mirando porno?

¿Te has hecho esta pregunta alguna vez? cuando estamos frente a una pantalla vemos mucho más que las figuras principales. Si hablamos de porno, los actores y actrices centran toda nuestra atención, pero ¿es importante todo lo que les rodea o es mero atrezzo al que nadie presta atención? Esto también podemos aplicarlo a cualquier otra escena, por ejemplo en las películas la fotografía es una de las partes esenciales, porque además del guión, las actuaciones y el ritmo del film, lo que termina de rematar si es una película de calidad es la escenografía, los escenarios, vestuario, decoración… todo lo que construye una visión estética.

Para mí en el porno ocurre lo mismo. Cuentan tanto las personas que protagonizan las escenas, como el dónde se encuentran y la forma en la que está grabada la película. No es lo mismo una cámara fija ante la cual dos o más personas mantiene relaciones sexuales, que una trayectoria que nos va introduciendo en la situación y nos hace trasladarnos mentalmente a ese momento. A la hora de traspasarlo a nuestro imaginario erótico, este punto también es importante, porque cuando fantaseamos recurrimos a esas experiencias que hemos visto o vivido y no es lo mismo imaginarlo en cualquier parte, que en un entorno que hace que la situación sea más placentera.

Con el auge de las redes sociales y sobre todo la red social de la imagen por excelencia, sí hablo de Instagram, el entorno, la calidez y todo lo que rodea al objeto o sujeto principal, cobra gran relevancia. Cuando mostramos juguetes o películas para adultos sucede lo mismo. Se necesita de esa atracción para atraer las miradas y posicionar el elemento como algo seductor y atractivo.

Volviendo al puro porno, podemos hacer una comparativa para ver cómo cambia la situación. Pensemos en una escena de una película porno mainstream. He escogido el sexo anal como ejemplo porque creo que es una práctica que atrae visualmente pero con la que seguimos teniendo muchos tabúes en la realidad. ¿Por qué? porque se muestra como algo un poco sucio, casi como una parafilia que como un acto sexual más. Hay una escena de un corto que me hizo pensar en esto. El corto pertenece a una de las series de XConfessions de Erika Lust. Una pareja formada por un hombre y una mujer tienen sexo anal. Él se lo practica a ella. Como esta directora nos tiene acostumbradx, toda la escena es bonita, la cama, las sábanas, el entorno habla por si mismo. Mucha luz, claridad, el blanco lo enmarca todo haciendo que en nuestra mente se abra una sensación de placidez, de serenidad y placer puro. Es sexo anal, pero a lo bonito. Ahora nos vamos a una escena de sexo anal de una película en la que no se cuida tanto el escenario. Puede ser desde lo más cutre cutrísimo del mundo hasta algo incluso un poco raro, pasando por una inocuidad total. Dos personas, anos, dildos, vibradores, penes, puños… elijase lo que se desee y penetre. Fin.

Para verlo más claro confrontamos estas dos imágenes. Una de una película de Internet que podemos encontrar en canales tipo YouPorn y la otra perteneciente a la serie de XConfessions que os comentaba.

Pero no solo la estética del porno está centrada en el escenario, sino que la ropa que visten los actores y actrices y cómo son éstos, también es importante. Que se ajusten a la realidad, más o menos, que den una idea de la diversidad de cuerpos, formas, tamaños, vellos… que hay, que no se ajusten a un solo patrón, que además suele ser una visión estereotipada.  Y de aquellas ideas estos imaginarios. Pubis depilados 100%, tetas grandes en cuerpos pequeños, vientres planos, músculos marcados, penes grandes, largos y gruesos, labios vaginales marcados y de una sola forma. Todo esto traspasa las pantallas y se reproducen en los cuerpos de las personas que cuando vemos que no nos ajustamos a ese canon pensamos que no somos tan buenxs o aptxs para tener un buen sexo y resultar atractivxs.

Antes hablaba de lo bonito. Lo bonito es ese halo que todo lo rodea e invade. Fotos con iluminación perfecta, imágenes oníricas, salones, camas y sexo que rozan el éxtasis de la belleza. Yo defino lo bonito como esa sensación que nos invade cuando algo nos agrada y nos hace sentirnos bien, acogidos. Las nuevas etiquetas como #hygge nos han hecho unificar nuestros idearios bonitos ¡hasta en eso! Lo bonito es una cafetería un tanto vintage, con una decoración cuidada pero que parezca que ha sido sacada del contenedor de enfrente y muchas cosas más, pero creo que ya me entendéis a lo que me refiero. Pues en el sexo pasa lo mismo. Yo creo que es importante cuidar esos detalles. Sin intención de desmerecer el sexo que surge de repente cuando estás tiradx en el sofá con la ropa de estar en casa o un pijama viejo pero con el que te sientes tan a gusto, el pelo revuelto y todo tirado por ahí. Esos polvos no debemos olvidarlos, pero este impulso bonito me hace pensar en lencería, en estética sexy que lo invade todo y que hace que la excitación venga por el mero placer visual. No hay que olvidar que somos muy visuales y que ver nos pone. Así que, si lo que vemos nos gusta, nos agrada, eso también puede transformarse en deseo y excitación. ¿O a caso no hay algo que te excite que no sea puramente sexual? El olor de una flores, la cama cubierta de cojines, la cocina llena de harina… ¡Vamos confiesa!

Tengo que admitir que la nueva oleada de porno bonito está haciendo que las películas se ajusten a nuevas estéticas visuales. Se tienen en cuenta las piezas de decoración y el entorno del que hablábamos y se crean nuevas escenas. El siguiente paso es hacerlas más cotidianas, que se ajusten a una situación que pueda darse en la vida real y no solo la parte visual, sino las prácticas y personajes. Además de la visibilización/normalización de todos los gustos sexuales.  Me pregunto si estamos ante una nueva forma de hacer porno. Un porno que se rige por las corrientes estéticas y culturales.

¿Podríamos hablar de porno hipster?
¿Está el porno sujeto a las modas?
¿Existe el porno hygge o el hygge del porno?
¿Y el porno made in Ikea?

 

 

 

El estilo que pide tu cama | Ovo Lifestyle Toys

El nuevo arte de juguetes, de estilo de vida y de lujo”

Así es como Ovo lifestyle Toys nos presenta sus productos. Hoy os traigo una review muy especial. Me siento como cuando se guarda algo muy valioso y estás esperando el momento para abrirlo y mostrarlo. Y lo que hoy os voy a mostrar son dos juguetes fascinantes que pertenecen a una de las marcas de juguetería más punteras del momento.

Gracias a Ovo Lifestyle Toys me he podido acercar a un nuevo mundo de juguetes sexuales. Juguetes eróticos diseñados al detalle, con un resultado espectacular y que llevan consigo una garantía de 15 años.

Conocía esta marca a través de las redes sociales, me llamó la atención su diseño, la calidad y el mimo con el que presentan sus productos, pero sobre todo la garantía que ofrecen. Hasta ahora no había visto que un sextoy tuviera tanto años de garantía.

Ovo Lifestyle Toys es una empresa que busca satisfacer a los clientes más exigentes. A aquellos que buscan la diferencia.

“Hemos creado algo totalmente nuevo para personas exigentes, que conceden importancia al diseño y que buscan belleza y perfección”.

Sus productos parten de una idea de diseño y se van trasformando en piezas únicas. Son creados y diseñados en Alemania. Han sido reconocidos en todo el mundo y premiados 117 veces.

“Durante los últimos meses se ha premiado a ovo con los premios de diseño más reconocidos internacionalmente. Ninguna otra empresa en todo el mundo, independientemente del sector industrial, ha obtenido tantísimos honores por sus logros de diseño. Entre ellos se incluye haber ganado 36 veces el galardón «red dot»“.

Y yo he tenido el placer de tener dos de sus juguetes en mis manos (primero). Por un lado tenemos a E4 Dual sensation vibrator, un vibrador que tiene 7 funciones, 6 niveles de velocidad y es resistente al agua. Es recargable, incluye el cable que podemos conectar por USB al ordenador, un catálogo de todos los productos de la marca tarjeta de los 15 años de garantía y otra con unas instrucciones rápidas.

Por otro lado está el mini vibrador D5. Es similar a un bala pero más largo y ovalado. Es muy sencillo de utilizar, con un diseño muy acertado, ya que se sujeta con facilidad y se mueve con soltura y agilidad sobre el clítoris. Tiene dos niveles de vibración, incluye el cable USB para conectar y como todos los productos la garantía. Se recomienda cargarlo durante 2 horas para disfrutarlo durante 1 hora. (Ya os anticipo que no vais a resistir una hora seguida, o sí, quién sabe).

Ambos juguetes están fabricados en silicona 100% y tiene un tacto muy agradable. Es realmente sorprendente la sensación que da al tocarlos.

dav

¿Empezamos por el pequeño?

En la caja se indica que puede y es recomendable usarlo acompañado del E4. Yo los he usado por separado y me ha gustado el resultado, ahora pensando en cómo sería el conjunto… seguiré haciendo pruebas. Es muy muy sencillo de usar. Tiene un botón en la parte central baja, para encenderlo presionamos durante 3 segundos y ya está. Para ir cambiando tan solo hay que presionar el mismo botón (solo tiene ese) y vamos pasando de uno a otro. Me gusta mucho su forma. Como os dije en Instagram a mi me recuerda a un bolígrafo y con su puntita puedes escribir muchas cosas por tu cuerpo. La letra no te va a salir muy bien porque temblequea un poco la mano, pero por un buen fin.

Sí que al principio me sorprendió su potencia. Parece pequeño, muy dulce en su color rosa, pero tiene una vibración muy muy potente. A mí, una estimulación demasiado directa con tanta potencia me desconcierta un poco, pero he de decir que es muy placentero. Está muy bien el juego de ir pasando de uno a otro y jugando con las intensidades. Está pensado para un uso externo, es decir para tocar por afuera y centrarlo en el clítoris. Sin embargo, yo lo he usado tanto para fuera como para dentro. En el momento culmen de la excitación introducir su puntita es una gran idea. Ahí mismo, en esa punta es donde se concentra todo su potencial.

¿Pasamos al segundo plato?

E5 es un juguete muy completo. Tiene un tamaño muy apropiado, el justo diría yo. Tiene una forma cóncava y convexa que hace que mientras se está usando pueda manejarse cómodamente el control de los botones.

Tiene un funcionamiento sencillo, en la parte inferior tiene los cuatro botones, en realidad son cuatro rallitas. Lo encendemos pulsando el que está abajo, con el signo “v” durante tres segundos y después nos ponemos a jugar. Pulsando + aumenta la intensidad de vibración y con desciende. Para cambiar el modo y explorarlo tan solo hay que darle a los que están en vertical. Se apaga pulsando durante tres segundos de nuevo el mismo botón con el que lo hemos encendido. Hay que dejarlo cargando durante 2 horas para un uso continuado de 1. Una de las cosas que me ha llamado la atención es que es más ligero de lo que parece. Al cogerlo es muy ligero y eso me gusta.

Tiene un motor muy muy potente. La verdad que me tiene un poco loca porque es una vibración demasiado intensa.

Su diseño me fascina. El mío es color rosa y la parte de atrás es plateada brillante, efecto espejo. La forma es muy atractiva y cómoda.

Una de las cosas que más valoro al utilizar sextoys es que sean cómodos, que no se resbalen con facilidad y que mientras se usan se pueda acceder bien a los botones y éstos dos juguetes lo cumplen.

Lo que más me gusta y lo que menos

El diseño, como ya he dicho me encanta. La delicadeza, elegancia y sensualidad que transmiten es un punto muy positivo. Por otra parte que sean recargables. Es muy cómodo ponerlos a cargar, dejarlos y recogerlos. Para ponerlos a cargar ambos tienen una clavija semi escondida en su cuerpo. Ahora se ve más en los juguetes de última generación, pero sigue siendo algo que me llama la atención. Casi es imperceptible, a mi a veces me cuesta encontrarle ese puntito. Lo colocas y al sacarlo, como si nada, no queda rastro de la “cicatriz”. Una maravilla.

Una pega que le pongo es que es muy fuerte la vibración y como consecuencia no es tan silencioso como parece.

Puntos a favor que te convencerán para hacerte con uno
  • Recargable con USB.
  • El cable USB tiene una etiqueta que indica a qué juguete/marca pertenece. Muy útil cuando te haces un poco de lío con los cables.
  • Son combinables. Son una pareja liberal de vibradores, a veces se juntan, otras invitan a otros amigos vibrantes y otras prefieren trabajar solos. Tú elijes.
  • El peso es ligero. Apto para viajes, escapadas o simplemente porque quieres llevarlo en el bolso/mochila/tote/riñonera sin dislocarte.
  • No tienes que leer largas instrucciones ya que son una tarjetita de cómo usarlo en 3 pasos. Fácil, sencillo y rápido.
  • La garantía, sí otra vez, ¡es que son 15 años! ¿qué nos dura ahora tanto?
  • El packing es bonito y sencillo.
  • La imagen de la caja coincide exactamente con el tamaño de juguete que está en el interior. Así no hay sorpresas.

OvoLifestyle Toys ha ganado muchos premios, ha sido reconocido por su talento y diseño, pero ¿ganará el premio más importante, el de tu cama?.

 

El reflejo del empoderamiento femenino

Estoy fascinada. Tenía hace tiempo un post en la cabeza en el que os quería poner algunas películas que me han encantado. A medida que las voy viendo les doy el visto bueno o no para añadirlas a la lista de “imperdibles”. Echando una ojeada en Internet me he encontrado con una página web Películas feministas, que es MARAVILLOSA. Lo tengo que decir en mayúsculas porque me ha encantado. Hay muchísimas películas y me gusta cómo han hecho las diferentes categorías. Hay desde películas donde se trata el aborto, amores prohibidos, violencia hacia las mujeres, amistades, cine lésbico, intersexualidad… el abanico es amplísimo. Hay películas de muy diferentes procedencias y en diferentes idiomas. Os animo a que le echéis un vistazo a la web y os animéis a ir viéndolas. En la misma páginas están los tráilers junto a la ficha de cada película y en algunas ocasiones se pueden ver online o nos da el link directo a la descarga.

Pero volviendo al tema que impulsa este post, la pantalla es un amplificador de sensaciones y de emociones. Todo lo que se proyecta a través de ella parece crecer y llegar mucho más lejos. Por ello, me parece muy importante utilizar este medio para producir películas que nos hagan ver la realidad,  levantarnos del sillón y querer cambiar el mundo y sobre todo nuestros mundos particulares. Necesitamos películas, series y documentales empoderadoras. Y de eso os quiero hablar hoy de películas empoderadoras y resilientes.

Como siempre digo, no recomiendo ni opino sobre algo que no haya probado o visto, así que, aunque hay muchas películas y la lista sería, bueno sería la página de Películas feministas, solo os voy a recomendar las que ya han pasado mi filtro. Ni que fuera yo Bechdel, pero bueno, cada una podemos tener nuestro propio test ¿no?. Pues aquí va la lista.

  • Clásica y no por ello menos buena es La costilla de Adán

Amanda (Katharine Hepburn) y Adam Bonner son un idílico matrimonio de abogados cuya paz conyugal se ve afectada cuando un caso los enfrenta en los tribunales como defensor y fiscal respectivamente: una mujer (Judy Holliday) es juzgada por disparar contra su marido y la amante de éste. Adam no duda de la culpabilidad de la acusada, pero Amanda no es de la misma opinión.

  • Fóllame. Basada en la novela homónima de Virginie Despentes tenemos esta cinta que nos salpica de realidad y crudeza.

Una joven de un barrio marginal es violada y, después, durante una discusión, mata a su propio hermano. Su destino se cruza con el de otra mujer, también marcada por un violento destino: es una prostituta que ha matado a su compañera de piso. Las dos chicas se encuentran por azar en su huida, y deciden aliarse en un salvaje viaje marcado por el sexo, la violencia, su autodeterminación pero sobretodo la gran amistad que surgirá entre ellas.

  • Basada en hechos reales y con la que Julia Roberts ganó el Oscar a mejor actriz y muchos otros premios más, Erin Brockovich narra la historia de una mujer que quiere ser mucho más que lo que la sociedad le impone.

Erin Brockovich es una madre de 3 hijos soltera que consigue un puesto de trabajo en un pequeño despacho de abogados. Su personalidad y forma de vestir poco convencional hará que sus comienzos no sean demasiado alentadores, pero todo cambiará cuando decida investigar el extraño caso de unos clientes que padecen una sospechosa enfermedad.

  • Te violan, te golpean y te quedas embarazada. ¿Cómo reaccionarías?. Paulina es una mujer que se enfrenta a esta situación y el debate esta servido.

Paulina (Dolores Fonzi) es una joven abogada que regresa a su ciudad para dedicarse a labores sociales. Trabaja en un programa de defensa de los derechos humanos en zonas humildes de la periferia de la ciudad. Tras la segunda semana de trabajo, es interceptada y atacada por una patota. Remake del clásico del cine argentino del mismo nombre.

  • Seguro que a cualquiera de nosotras nos hubieran “detectado” histeria femenina. De ahí viene lo que ahora conocemos como, ah bueno que aún seguimos siendo histéricas (a veces se me olvida). Bueno al menos salió un buen invento.

Ambientada en la época victoriana, narra el tratamiento de la histeria femenina en esa época y como llevó a la invención del vibrador. 

  • Seguida tenemos Sufragistas. Me gustó mucho y me hizo pensar en todo lo que han luchado las mujeres y lo poco que hemos avanzado. Debemos seguir con el testigo y no dejar que la lucha decaiga.

Repaso de lo que fué el movimiento sufragista en Inglaterra. La mayoría de las sufragistas no procedían de las clases altas, sino que eran obreras que veían impotentes cómo sus pacíficas protestas no servían para nada. Entonces se radicalizaron y, en su incansable lucha por conseguir la igualdad, se arriesgaron a perderlo todo: su trabajo, su casa, sus hijos y su vida. La protagonista es Maud (Carey Mulligan), una mujer que reivindicó denodadamente la dignidad de las mujeres.

  • Y de ahí pasamos al presente. Grandma deja el regusto de las grandes autoras feministas y con un baño de realidad de cómo está el sistema educativo.

Elle (Lily Tomlin) acaba de romper con su novia Olive, cuando su nieta Sage (Julia Garner) aparece inesperadamente pidiéndole dinero con urgencia. Aún dolida por su ruptura sentimental, la abuela Elle y Sage pasarán todo el día intentando conseguir dinero visitando a antiguos amigos, lo que hará que comiencen a desvelarse secretos del pasado.

  • Ya he hablado de esta película en otras ocasiones y es que me gustó cuando la vi porque las risas están aseguradas y toca un tema del que no se suele hablar desde la comedia. Es una buena película para debatir sobre la idea de amor.

La película sigue a Donna, una comediante de stand-up. Dejada por su novio una noche se emborracha y después de esa aventura descubrirá que está embarazada. Decidirá abortar el día de San Valentín. El film muestra en su primera parte el proceso doloroso de superar y aceptar una ruptura. En la segunda parte se centrará en el tema del aborto, todo ello en clave de humor.

  • Mustang fue toda una sorpresa. Cuando la vi no sabía muy bien de qué iba a tratar y cómo se iba a desencadenar la historia. Pero ésta fue ganando fuerza a medida que pasan los minutos y con un final…. os dejo que lo descubráis.

Tras un inocente juego en la playa junto a sus compañeros de clase al comienzo del verano, la vida de cinco jóvenes hermanas huérfanas de un pequeño pueblo turco cambia radicalmente. Disgustados por la supuesta inmoralidad en el comportamiento de las chicas, su abuela y su tío deciden tomar medidas que garanticen la virginidad y pureza de las cinco hermanas, así como precipitarlas hacia su destino de futuras esposas.

Esta lista es demasiado corta para todas las películas que se me ocurren y tengo para mostraros, así que seguro que hay más entregas y por supuesto os animo a que añadáis las que os hayan gustado y parecido empoderadoras.

¿Cuáles recomendarías?

Neo de Lovesecrets y la play list que te hará dar el do de pecho

¿Si te digo que puedes llegar al orgasmo por una estimulación oral, pero que esa boca no va a tocar tus genitales te lo creerías?

Es el rasgo más característico e impresionante de Neo, uno de los juguetes estrella de Lovesecrets. Así, a bocajarro os he soltado el secreto a voces peor guardado de este juguete y es que a estas alturas, y si algo ya has oído hablar de Neo, seguro que algo te suena. Y no son solo las vibraciones. Neo es un vibrador que encierra un don magnífico, vibrar y hacerte sentir a través de los sonidos que le envuelven.

Pero, ¿de dónde viene?

Neo es uno de los juguetes de Lovesecrets, una de las marcas más punteras en juguetería sexual. Lovesecrets se ha especializado en crear juguetes elegantes, de alta calidad y con unos resultados difíciles de comparar. En su web podemos encontrar tanto productos propios como de otras marcas, todos ellos con un nivel de calidad testado. Como decía antes, Neo es uno de los productos más populares y codiciados por las características que ofrece. No os voy a detallar todas sus características porque eso ya lo podéis ver haciendo una visita exprés a su página, sino que me voy a centrar más en las habilidades que tiene.

Neo llega a casa vestido de etiqueta. En una caja negra que se desliza para dejar ver el producto que va en el interior. Entonces nos quedamos con una caja negra, elegante con el sello de la marca estampado en el frontal.  Separamos la tapa y ahí está, reposando sobre una cama de terciopelo y a sus pies una pestaña que nos ofrece su cargador y libro de usuarix. Os recomiendo, en este caso lo creo muy necesario, que leáis bien las instrucciones porque con este juguete se pueden cambiar de varias maneras la forma de jugar y… bueno en momentos de manos temblorosas, podemos no acertar a la primera y tampoco es lo más idóneo sentarte a leerlas. Que si necesitas un receso, puedes aprovechar y luego volver con las pilas cargadas y la batería de Neo también a tope. Pero quizá sea mejor leerlas, aprender cómo funciona y luego ya ponerlo a trabajar.

¿A qué podemos jugar con él?
  • A buscarnos los puntos. Tras haber cargado el vibrador y encenderlo, éste es el primer juego al que nos reta. Tiene 7 modos de vibración los cuales se pueden regular dándole a + ó -, según nos apetezca. Su cabeza redondeada y algo curvada facilita la inserción. *Consejo! lubrícalo antes y prueba a jugar con él por otras zonas erógenas que te gusten y por el contorno de los genitales como previo a la penetración. Lo hace más interesante.
  • A bucear. Si ya has explorado todo el amazonas estás listx a adentrarte en la selva de orgasmos. De nuevo los diferentes modos de vibración e intensidades hacen que el volumen suba y baje para que te sientas en una montaña rusa de placer.
  • ¿Y si lo hacemos todo a la vez? Aquí cada parte tiene su misión. La cabeza redondeada y regordeta se ocupa de llegar a lo más hondo de nuestro placer, mientras que el tronco le sigue el ritmo de vibración.
  • Y tatatatatatachán llegan los idescriptibles, juguetones y extraordinarios gemidos por el placer oral de la boca que nunca rozó los genitales. Sí, vuelvo a lo que me vuelve loca de este juguete, mi nuevo best friend. Dentro de sus habilidades está la de vibrar al ritmo de los sonidos. Éstos pueden ser tu propia voz, la de tu acopañantx si lx tuvieras, la de la música que te has puesto o… esto es un súper descubrimiento mío, la de los susurros o pequeños soplidos. Si una boca susurrante se acerca al sensor vibra, como lo hace con la música o la voz alta, pero a mi me parece muy especial. Si sueltas pequeños sopliditos también en esa zona, funciona igual y a mi me encanta. Me parece muy erótico. Así que os animo a que lo probéis.
Qué me gusta de Neo y qué no

Me gusta su tacto aterciopelado y esa elegancia con la que irrumpe en la cama. Me gusta que hayan combinado el negro de todo el pack con el color plata de la parte de los botones. Me parece una elección acertada. Más allá de su físico, me gusta su interior. Soy muy de interiores. Los 7 modos y variantes para mí son suficientes y creo que ha quedado claro que el control por voz me ha dejado a mi sin la mía. Que se pueda bajar la intensidad es algo que creo que todo juguete debe llevar, porque a veces vibran tanto que saturan un poco (esto es muy personal).

La forma me gusta, la curvatura que tiene en la parte que se introduce y como hace la forma del “mango”, es bastante cómoda y facilita el manejo. Los relieves que le recorren también son un punto fuerte. Que sea recargable hoy en día es casi indispensable, pero de todos modos es muy valorable el abandono de pilas y la apuesta por otras opciones más ecológicas, cómodas y baratas.

Por otra parte, tengo que reconocer que al ser tan premium me da como un poco de miedo estropearlo y lo trato con mucho tiento. Por sacarle alguna pega, al principio me volvía un poco loca para cambiar los modos, pero es algo que se soluciona con el tiempo.

¿Pero no os habéis preguntado aún por qué he puesto eso de la play list? Pues porque pensando en esta review, se me ocurrió que una muy buena manera de testar su característica más diferenciadora sería poniendo música con diferentes ritmos para ver cómo iba cambiando su forma de sentir y cómo me hacía a mí recibir esos cambios. Los he recibido muy bien, así que me he dado cuenta de que soy buena conductora de placeres.

Aquí os dejo una lista de canciones para que descubráis todo lo que os puede hacer sentir Neo. Espero que os gusten y os toquen muy dentro.

Si tras esta inspiradora lista se te ocurren otras canciones, ¡adelante! coméntamelas y las iré probando. O si has probado otras formas de jugar con él, puedes contárnoslo.

El placer de reciclar | Lys Erotic Store

Hay muchos placeres en nuestras vidas. El placer, los gustos y los deseos son algo muy personal, pero hay una cosa en común entre todos ellos, que a veces vienen de la mano de un juguete sexual, eso que llegó a tu vida y que te ha dado tantos buenos momentos. Pero incluso él o ella, como quieras denominarlo, tiene una fecha de caducidad, y sino acordaros de aquellos vibradores desmembrados y heridos que os enseñé.

Hay que aceptarlo y pensar que cuando unos salen otros pueden entrar… pero en ese momento nos asalta la duda ¿qué hago con ellos?, ¿los tiro a la basura?. Afortunadamente las tiendas de productos eróticos se han puesto las pilas, han visto que ésto puede ser un problema y le han buscado solución. ¡Sí! los sextoys también se pueden reciclar. Este servicio está creciendo y ya hay unos cuantos sitios donde podemos entregarlos, uno de ellos es Lys Erotic Store, los supermercados eróticos. Lorena Dregorio, responsable de comunicación de Lys Erotic Store, nos cuenta cómo funciona y qué beneficios aporta reciclar nuestros juguetes. Es nuestras firma invitada de hoy.


El placer de reciclar

Bajo la premisa “reciclar no es una opción, sino una obligación”, Lys Erotic Store lanzó su campaña el año pasado, “El placer de Reciclar”

La idea surgió porque queríamos aportar nuestro granito de arena en la conservación del medio ambiente. Nos dimos cuenta de que los materiales que componen los juguetes eróticos tienen elementos que pueden ser contaminantes y que debíamos hacer un correcto reciclaje de todos ellos. Ahora bien, ¿alguien se ha planteado alguna vez dónde tirarlos?, ¿al cubo de los plásticos, las pilas…? Y otra cosa a destacar es que puede que a la gente le incomode un poco que su vecino le vea tirar un juguete erótico a la basura, ya sabemos el tabú que rodea al mundo del sexo. Para solucionar este problema, lanzamos esta campaña.

Hemos colocado dos cubos en ambas tiendas, uno para los juguetes con vibración y otro para los que no la tienen y los clientes que lo deseen pueden depositar sus viejos juguetes, y a cambio reciben un % de descuento para la compra de uno nuevo.

Es un gesto que no nos cuesta nada realizar, pero que aporta muchísimo al medio ambiente, pues no solo ayudamos a su conservación, sino que con las piezas y materiales de los juguetes, podemos fabricar nuevos productos.

Como todo lo relacionado con este tema, todavía hay mucho trabajo de conciencia social, por lo que es una campaña que va despacio. A pesar de ello, muchos clientes se han animado y poco a poco se va conociendo cada vez más. Tenemos mucho trabajo por realizar, pero lo que está claro es que vamos por buen camino.

Lorena Dregorio

En la entrada del establecimiento encontramos estos cubos para depositar los juguetes