Hace unos días estuve en Zinemakumeak Gara, una muestra de cine dirigido por mujeres que se celebra cada año en Bilbao. Es una buena oportunidad para descubrir nuevas películas que no llegan a las pantallas españolas o que, al estar dirigidas por mujeres, tienen menos incidencia en la taquilla, que es lo que motiva esta muestra. Es interesante porque se dan a conocer películas muy buenas que de otra manera tal vez nunca hubiéramos visto.

El film que fui a ver se llama Obvious Child y trata sobre una chica que tras una noche de sexo ocasional con un chico que acaba de conocer, descubre que está embarazada. La decisión es rápida. En ese momento un bebé no encaja en su vida y decide abortar. La película, en clave cómica, trata el tema de la mejor forma que he visto hasta el momento. Desde una perspectiva femenina y con autoridad. Ella toma la decisión sobre su cuerpo, sus amigos y amigas le acompañan en ella y le aportan su opinión, pero siempre destacando que la toma de decisión debe ser solo suya porque es su cuerpo y su vida. No os voy a hacer spoilers, lo prometo, pero tengo que confesar que una de mis escenas favoritas es cuando su amiga suelta todo un discurso feminista sobre las decisiones de los cuerpos de las mujeres. No os cuento más, os dejo el tráiler para que os pique el gusanillo.

Pero no es de eso de lo que os voy a hablar principalmente. Es de las manchas blancas de sus bragas, de las mías y de las tuyas (si eres mujer, o si no, pero llevas bragas y las manchas). Ella es cómica, entre otras cosas, y en una de sus actuaciones habla de esas manchas blancas que se quedan en las bragas negras, ya sabes… por la excitación. El flujo que se va filtrando por los labios vaginales y se queda adherido a la tela. Te las quitas y uy… las bragas no mienten. En sus monólogos se ríe de ello y más adelante, cuando se acuesta con el chico, ve por la mañana que las bragas se quedaron en su almohada rozándole la cara. Y ahí se ve que sí que le gustaba el chico, porque en esas bragas la marca estaba patente.

En ese momento a mi lado estaban sentados un chico y una chica, que eran pareja sentimental (lo constaté). El chico, que no se había enterado mucho de qué pasaba con el asunto de las bragas, le pregunta a la chica:

  • ¿Qué es eso?

Y ella le contesta:

  • Pues… una “manchita” en las bragas

Y yo, que no pude no escuchar el comentario, pensé en la expresión “una manchita”. Y ya comencé a preguntarme, supongo que éste chico habrá visto alguna vez las bragas de su pareja y si todo va bien… manchas, alguna vez al menos, habrá tenido. No es asunto mío su vida sexual, pero sí que me pare a pensar en cómo, hasta esta película, no había visto tratar de forma tan natural las machas que se quedan en la ropa interior por la excitación.

Y es que ésta excitación no se produce solo cuando vamos a follar con alguien, porque los estímulos externos e internos son constantes a lo largo del día y aunque no sea con un objetivo sexual, nos excitamos. Y lo hacemos porque no solo el sexo nos excita. Hay muchas cosas de las que nos rodean, que hacen, a veces sin darnos cuenta, que el flujo fluya y suceda esto. Pero, no es algo que se hable con normalidad. Es un asunto íntimo que nos reservamos para nosotrxs o para compartir solo con nuestras parejas.

Bueno, pues yo quiero romper una lanza a favor de este tema y liberarlo de la clandestinidad. Confieso que mis bragas sufren constantes ataques por los flujos vaginales y que no solo responden a una excitación sexual a causa de otras personas, sino, que muchas veces, sin haber sido consciente de estar estimulada, al mirar mi ropa interior compruebo que mi vagina tiene una vida muy interesante. La felicito, me siento orgullosa de ella.

 *Al escribir este post no pude evitar hacer una búsqueda en Google para ver qué había sobre el tema. Encontré unos cuantos foros en los que chicas preguntaban asombradas qué eran esas manchas. Lo que me devuelve a la idea de la necesidad de una educación sexual en la que se explique la diferencia entre las manchas de fluidos, que es totalmente normal y las producidas por alguna infección. Internet es una fuente de información primaria para muchas personas ya que no se ha recibido la educación suficiente y correcta sobre los temas sexuales y de sexualidad, por lo que debemos seguir generando contenido que ayude a esta educación sexpositiva.

8 comentarios en “Las manchas de mis bragas

    1. Muchas gracias AGRO! Gracias por visitarme y comentar 😆. Me alegra que te haya gustado. Si te animas, he creado en twitter el hashtag #lasmanchasdemisbragasArsEroticas con una foto de las tuyas 😉.
      Un abrazo!

      Le gusta a 1 persona

  1. Había oído hablar de ella. Lástima que no se pueda ver en las salas comerciales. Será cuestión de buscar por internet, a ver si en unos meses aparece.
    Gracias por informarnos.
    Besos.
    Carla Mila

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s